info@proseox.es 901 88 80 31

Introducción a la Optimización de Conversiones (CRO)

CRO paginas web

CRO viene de la expresión en inglés Conversion Rate Optimization que significa optimización de las tasas de conversión. La conversión en sí, sucede cuando un usuario que entra en tu web, realiza una acción deseable, ya sea completar un pedido, solicitar presupuesto, hacer una llamada o suscribirse a la lista de correo.

CRO se puede decir que es la ciencia  de obtener mayores beneficios del tráfico que ya recibes. Cada cliente “te sale más barato” y así puedes crecer más rápido. Para ello debes entender el comportamiento y la naturaleza de tus usuarios y proporcionarles una experiencia mejorada que les anime a actuar.

La optimización de las tasas de conversión combina factores como:

  1. Marketing persuasivo, pues intenta motivar al usuario a que haga algo (comprar, contactar, suscribirse, etc.).
  2. Diseño de la experiencia, al ocuparse de facilitar dicha acción al usuario.
  3. Método científico, que emplea para probar hipótesis en las 2 áreas anteriores.

 

¿Por qué es importante optimizar las conversiones?

  1. El tráfico de pago es cada vez más competitivo y cada cliente sale más caro. El CRO al igual que el SEO, o mejor dicho, en combinación con el SEO, te ayuda a reducir el coste de adquisición.
  2. El tráfico gratuito es limitado. Por muy bien que se haga el SEO, el tráfico potencial tiene un límite. Es mejor aprovechar bien el tráfico que llega.
  3. El CRO maximiza los beneficios. De esta forma puedes invertir en otras áreas, desarrollar tu negocio y ganar terreno a tus competidores.
  4. Todos los sitios pierden dinero. O dicho de una forma menos agresiva, por muy bien que te vaya siempre puedes mejorar.

 

El proceso CRO

Si no puedes describir lo que haces como un proceso, no sabes lo que haces. — William Edwards Deming.

El objetivo es averiguar qué cambiar y cuando hacerlo, para producir la mayor ganancia posible con el menor esfuerzo. La optimización de la tasa de conversiones sigue un procedimiento ordenado que podemos definir en los siguiente puntos:

  1. Definición de objetivos y métricas – Consiste en decidir qué métricas medir a partir de los objetivos del negocio.
  2. Recopilación de datos – Configurar las herramientas de medición para recopilar toda la información necesaria.
  3. Análisis de datos – Analizar las fuentes de datos en busca de cuellos de botella y áreas mejorables.
  4. Formulación de hipótesis – Desarrollar y priorizar hipótesis de mejora para las pruebas.
  5. Diseño del tratamiento – Crear prototipos para las páginas de pruebas (tratamientos).
  6. Integración con la web/aplicación – Implementar la versión alternativa de las páginas de pruebas.
  7. Realización de pruebas – Ejecutar pruebas A/B/n controladas hasta lograr resultados significativos (método científico).
  8. Aprendizaje – Analizar los resultados, aprender de ellos y desarrollar nuevas hipótesis.
  9. (volver al segundo paso)

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *